jueves, 11 de noviembre de 2010

Cuento Moral


Érase una vez en una  clase de matemáticas. La clase estaba llena de estudiantes .El maestro hizo una línea en la pizarra y dijo a sus alumnos:-digan quien puede cortar la línea sin tocarla. De repente se hizo el silencio en la clase y después de unos minutos uno de los mejores  estudiantes dijo  que era imposible. El silencio se hizo notar. El maestro entonces puso otra línea justo arriba de la primera, pero mas larga y ahora la primera estaba cortada sin tocarla. Fue una gran lección para los alumnos. El maestro rompió el  silencio y dijo: "Es lo  mismo en la vida, tenemos que obtener más por lo que nosotros podemos lograr con nuestras manos sin fijarnos en lo que hacen los demás.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada